Ir al contenido principal

"Upstate" de James Wood


James Wood es un crítico literario de enorme prestigio. Los críticos literarios suelen esconder dentro de sí a un escritor frustrado o a un escritor en ciernes. No es para menos. El contacto diario con los libros es un modo de vida. Una manera de relacionarse con el mundo, con la realidad, con los sueños. Eso da lugar a una filosofía que tiene su santo y seña en la palabra, en la comunicación. 

James Wood escribió una primera novela y ahora presenta esta, publicada por Alba Editorial y que es una historia sobre la familia. La familia es un núcleo social que está en declive y precisamente por eso resulta tan llamativa la elección del tema y la forma de desarrollarlo. El protagonista es Alan Querry, un hombre de sesenta y ocho años que vive en Inglaterra y que tiene dos hijas. Una de ellas se ha marchado a trabajar a Estados Unidos sin que ni su padre ni su hermana hayan ido nunca a verla. Esta es una de esas familias que se quieren pero que no lo demuestran. Una de esas familias a las que ha llegado una desgracia modificando el mapa de los afectos. O eso parece. Ese "algo" ha sido la muerte de la madre. La vida de Vanessa, la hija que está en Estados Unidos, es una incógnita para su padre y su hermana, hasta que la enfermedad vuelve a azotarlos y tienen que decidir, por una vez, que los sentimientos no están para guardarlos en un cajón. De ese modo se activan los recuerdos, las conversaciones, los abrazos y el eco del pasado, todo ello como un caleidoscopio emocional que no tiene contención una vez que brota. Todos se sienten culpables y todos han de intentar que la vida siga teniendo sentido individual y colectivo. 

Reseña del libro (editorial):

Desde que su hija Vanessa se mudó a Estados Unidos para ser profesora de filosofía, Alan Querry, de sesenta y ocho años y que vive en Inglaterra nunca ha ido a visitarla. Helen, su otra hija, ejecutiva del mundo de la música, tampoco ha ido. Son dos hermanas que se quieren pero que nunca se han recuperado del divorcio de sus padres ni de la temprana muerte de su madre. Cuando Josh, el nuevo novio de Vanessa, les cuenta que su hermana tiene una depresión severa, Alan y Helen vuelan a Nueva York.

Upstate es una historia intensa y profunda sobre la felicidad y la familia escrita por uno de los críticos literarios vivos más importantes del mundo. James Wood dibuja con enorme sensibilidad las relaciones entre Alan, Helen y Vanessa, documentando los minúsculos cambios emocionales entre los tres adultos. «Aunque los hijos solo hayan sido niños brevemente -reflexiona Alan- uno nunca se acostumbra a verlos independientes». Durante seis días de invierno en el estado de Nueva York, todos ellos empezarán a enfrentarse con las preguntas sobre la felicidad y sus límites que es el tema de esta novela. Upstate es una meditación sobre la felicidad, pero no ofrece soluciones fáciles ni claras. Wood se resiste a cualquier tentación de atar cabos sueltos y se mantiene obstinadamente fiel al desorden de la vida.

«Upstate es decididamente una novela de personajes, y la inteligencia que la anima es reconocible de Wood ... Si alguna vez James Wood, el novelista sobrepasa a Wood como crítico, Upstate sería un nuevo comienzo prometedor ...» Christian Lorentzen, Vulture

«Leer a James Wood proporciona un enorme placer» Gideon Lewis-Kraus, Los Angeles Times

Reseña sobre el autor (editorial):

James Douglas Graham Wood (Durham, Inglaterra, 1965) es un famoso crítico literario, ensayista y novelista inglés. Wood fue el principal crítico literario de The Guardian entre 1992 y 1995. Fue editor principal de The New Republic entre 1995 y 2007. Desde 2014, es profesor de Práctica de Crítica Literaria en la Universidad de Harvard y escribe en la revista The New Yorker. Es conocido por su agudo e inflexible análisis crítico, por el cual en 2009 fue galardonado con el National Magazine Award. Es autor, entre otras obras, de The Broken Estate: Essays on Literature and Belief (1999), The Irresponsible Self: On Laughter and the Novel (2004), Los mecanismos de la ficción (2008), The Fun Stuff (2012) y Lo más parecido a la vida: lecciones sobre nuestro amor a los libros (2015). Upstate (2018) es su segunda novela después de The Book Against God (2003). Según Adam Begley, Wood es «el mejor crítico de su generación». «Si bien la vida real está llena de detalles amorfos, la ficción nos enseña a darnos cuenta». James Wood en How fiction works.

Datos de la edición: 

Upstate, James Wood  Colección: Contemporánea   Traducción: Jesús Cuéllar Páginas: 264

Entradas populares de este blog

"Tú eres buena, tú eres lista, tú eres importante"

(Aibileen Clark con la niña a la que cuida, Mae Mobley Leefolt en Criadas y señoras, 2011) Una frase puede valer tanto como un tratado. La mayoría de los que escriben darían oro por una buena frase. Las frases son como las ideas: lo más difícil de hallar, lo más fácil de plagiar y lo más duradero. Una buena frase representa un logro para el que la escribe o pronuncia. Detrás de una buena frase siempre hay una idea valiosa. Y, además, una buena frase te hace pensar en cuestiones que merecen la pena.  La película Criadas y señoras (The Help, 2011, de Tate Taylor) incluye esta frase en boca de la criada negra de la niñita blanca: "Tú eres buena, tú eres lista, tú eres importante" . La criada negra no ha estudiado psicología pero ha criado ella sola a diecisiete niños. Todos ajenos. Todos blancos. Resulta incongruente cómo en esta película ( y supongo que también en la realidad que retrata) las mujeres blancas dejan a sus preciosos hijos blancos en manos de criadas

"El placer de vivir sola" de Marjorie Hillis

Para quienes piensen que este es un libro más de esos de autoayuda que nos tienen cercados hace tiempo basta fijarse en el año de su publicación original, 1936. Marjorie Hillis (1889-1971) es una pionera en todos los sentidos. Su trabajo en la revista Vogue la puso en contacto con mujeres que, como ella, llevaban las riendas de su vida. La publicación del libro obtuvo un enorme éxito. Es verdad que ella terminó saliendo del círculo de solteras independientes a las que iba dedicado: se casó en 1939. Pero eso no significa nada, salvo que esperó a casarse el momento en que encontró al hombre adecuado. Este resultó ser Thomas Henry Roulston, viudo y propietario de algunas tiendas en Brooklyn. El matrimonio duró diez años pues su marido murió en 1949.  Hillis, que llegó a ser editora asistente de Vogue, era hija de un pastor congregacional y estudió en un colegio para señoritas en New Jersey. Después del éxito de este libro escribió otro dedicado a los negocios que podía emprend

Hombres solos, hombres solitarios

Presumes que eres la ciencia y yo no lo entiendo así porque siendo tú la ciencia no me has comprendido a mí. (Soleares. Juanito Mojama) ✿✿ En los tiempos del Oeste americano, que tanta literatura ha creado y, sobre todo, tanto cine, los hombres cargaban sobre sus hombres el peso de la valentía. Ser cobarde era un oprobio. Ningún cobarde podía sacar adelante a su familia, ni mantener sus tierras, ni vivir con dignidad. Pareciera que la valentía era la moneda de curso legal. Y, sin embargo, el cine nos cuenta que los valientes o los dignos eran la excepción. Más bien hombres solos, a veces también solitarios, que, llegada la hora de la verdad, se encontraban en la más estricta y descarnada soledad. Los guionistas de los westerns eran, como se ve, grandes conocedores de la naturaleza humana, bastante más que la propia señorita Marple que decía siempre, comparando a la gente que conocía con la de su pueblo natal Saint Mary Mead, que "es la misma en todas partes