Ir al contenido principal

Entradas

Entrada destacada

Los libros de febrero

Entradas recientes

Susan y Eliza

    Hay quien sostiene que el personaje de Lady Susan Vernon está inspirado en la prima hermana Eliza, hija de una hermana del señor Austen, Philadelphia.  Philadelphia se casó con Tyson Hancock y de esta unión nació Eliza , el 22 de diciembre de 1761, en Calcuta. Sin embargo, siempre corrieron rumores de que, en realidad, el padre de Eliza era el gobernador general de Bengala, señor Warren Hastings. Estos rumores se veían confirmados con el detalle de que Eliza llamó Hastings a su hijo y también con el fideicomiso de diez mil libras que le asignó el propio gobernador a Eliza.    Eliza se casó en 1781 con Jean-François Capot de Feuillide, que decía tener el título de conde, con el que tuvo a su único hijo. El matrimonio acabó trágicamente porque Capot fue guillotinado en 1794. Por su parte, Lady Susan Vernon es una viuda muy atractiva, con gran poder de seducción y notable inteligencia, madre de una adolescente a la que trata fatal. Lady Susan está mal de dinero y debe recurrir a div

"Tras los pasos de Jane Austen" de Espido Freire

  Este es un dibujo que recrea la rectoría de Steventon, donde nació Jane Austen el 16 de diciembre de 1775, a los diez meses de gestación. Su madre, Cassandra Leigh y su padre, George Austen, tenían ya otros seis hijos. Después de Jane nacería otro más, sumando en total ocho. Esta es la primera parada del libro y recrea la parte correspondiente a su nacimiento e infancia, además de su juventud hasta los veinticinco años, con diversas idas y venidas hacia otros puntos de Inglaterra, bien por vacaciones, bien para visitar a algunos parientes, cosa habitual en la época.  En esta imagen aparecen las casas en una de las cuales vivió Jane Austen en Bath. No fue la única morada. Estuvo allí de vacaciones a veces y vivió de forma permanente durante unos años cuando su padre se jubiló y decidió establecerse allí, dejando atrás el campo y la rectoría a cargo de su hijo mayor, James, también clérigo. De modo que en Bath vivió ella durante varios períodos de su vida, cambiando la tranquilidad cam

La historia de Manydown

  El 31 de diciembre de 1797, día de la boda entre la prima Eliza y Henry Austen, ya solo quedaban solteras en la familia Cassandra y Jane. George tampoco se casaría nunca, pero no contaba debido a su enfermedad. Ellas tenían en ese momento veinticuatro y veintidós años respectivamente. Dado que a los diecisiete las chicas ya estaban en edad de casarse, puede decirse que el reloj avanzaba peligrosamente para ellas. Esto indicaba que los padres tenían que seguir proveyendo sus gastos, lo que puede considerarse como una carga a esas alturas. Cassandra disponía de recursos propios, con la renta anual que le proporcionaban las mil libras que le dejó su prometido Tom Fowles, muerto en alta mar por unas fiebres cuando navegaba como capellán con la Royal Navy. Pero Jane no tenía ingreso alguno. La vida en Steventon, muy bien organizada y sin escasez, suponía una serie de gastos a los que se añadían los personales de cada una de las hermanas (ropa o viajes por ejemplo). Y el señor Austen estab

"Luz de febrero" de Elizabeth Strout

¡Qué gran escritora es Elizabeth Strout! Creo que he leído todos sus libros traducidos al español, que son prácticamente los que ha escrito. Amy e Isabelle , Me llamo Lucy Barton , Olive Kitteridge, Los hermanos Burgess , Todo es posible ..Todos ellos tienen reseña en este blog y puedes leerlas entrando en el propio enlace.  Ahora llega "Luz de febrero" una continuación de la  historia de Olive, que vuelve a traer el personaje huraño de la profesora de matemáticas, ya jubilada. Dice Strout que tuvo que hacer esa especie de segunda parte porque el propio personaje se lo pidió. Así ocurren las cosas. Esta es una historia crepuscular. Sus dos protagonistas, Jack y Olive, están ya jubilados y tienen dentro de sí algunas asignaturas pendientes que no han logrado superar. Ella, la relación con su hijo, que es fría y distante. Ni siquiera se siente involucrada con respecto a sus nietos. Él lleva mal la soledad y el hecho de que su vigor y su fuerza, sus múltiples ocupaciones como

La prima Eliza

  Anna Sophia Alexander Robertson. Pintura de James Peale, 1816.  El bloqueo francés del Reino Unido provocó cambios importantes en el Hampshire rural en que vivía Jane Austen. Ella tenía trece años al estallar la Revolución Francesa y vio como el país se mantuvo en guerra contra Francia hasta sus treinta y nueve, es decir, el espacio cronológico que ocupa entre 1789 y 1815. El precio de los cereales se elevó, aumentó la presión a los terratenientes para que llevaran a cabo el cercado de los campos y para que fertilizaran el suelo e impidieran el paso a las personas y animales que antes cruzaban por ellos libremente. Esos crecimientos supusieron una modificación de la vida rural. No era tan solo levantar una valla, sino que también afectaba a la condición legal de la tierra y a los antiguos derechos a pastos o a explotación. Todas estas novedades económicas y sociales las conoció Jane Auste n directamente porque su vida transcurría en un entorno rural. A la familia, el comienzo de la

Los paraguas de Bath

  (Rupert Bunny, 1907) Los tiempos de Jane Austen fueron de renovación y cambio, de guerra y revoluciones. Toda su vida su país vivió en guerra contra Francia y tuvieron lugar acontecimientos históricos tan relevantes como decisivos para la historia mundial: la guerra de la independencia americana, la revolución francesa, el reinado de Napoleón Bonaparte, la guerra contra Francia, la revolución industrial...Cambios sociales, políticos, económicos y también en la mentalidad y en la forma de vida. Al mismo tiempo que Inglaterra estaba en guerra contra los franceses, se traían de París todas las novedades por muy frívolas que parezcan. Y Bath era la ciudad que recibía con mayor agrado esas modernidades. Fue en Bath donde Jane conoció el invento de los paraguas. Es verdad que en la China antigua ya se utilizaban y que hay vestigios de parasoles en algunos momentos de la historia, más bien para proteger del sol o para realzar a alguna personalidad en el interior. El uso, sin embargo, del

Altas mansiones

  (Foto: Cecil Beaton) Elizabeth Bennet , la heroína de "Orgullo y prejuicio" , contra lo que en algunas ocasiones se ha escrito, no se sentía cohibida en absoluto al visitar mansiones aristocráticas o suntuosas. Ella, que vive en una casa rural de pueblo propia de la pseudo gentry, queda encantada con Pemberley , la mansión del señor Darcy, sobre todo por su bello emplazamiento natural, pero no se impresiona lo más mínimo en Rosings Park, donde vive Lady Catherine de Bourgh. Esta le parece tan ostentosa y falsa como su casa "en modo alguno carente de ventanas". Los elogios serviles y continuos del señor Collins hacia Lady Catherine y sus propiedades, cansan a la joven y, desde luego, siente vergüenza ajena por esa conducta que ve extendida en su amiga Charlotte. Ni la aristocracia ni el dinero intimidan a Elizabeth , como puede observarse en sus charlas con la misma Lady Catherine o en su actitud con el señor Darcy. Ella es, y así lo expresa, "la hija de un c

"Arboleda" de Esther Kinsky

  Esther Kinsky fue traducida primero al inglés y publicada en Fitzcarraldo Editions , una editorial independiente con sede en Londres, que fue fundada en 2014 por Jacques Testard. Ahí aparecieron dos de sus novelas: River , en enero de 2018 y Grove , en 2020. Ambas habían sido publicadas con anterioridad en alemán. Esta Arboleda  es la primera ocasión en la que Kinsky ha sido traducida al español. Se trata, por tanto, de una autora inédita para nosotros, una más que ha sido recuperada por editoriales independientes.  Arboleda  parte de un duelo familiar. El marido de la narradora ha muerto y ella va a realizar, sola, un viaje a Italia que estaba previsto fuera compartido por los dos. Puede parecer un argumento simple pero no lo es en absoluto. Para empezar, no es usual que las mujeres deambulen solas por las ciudades. Eso lo hacen los hombres y, todavía hoy, en estas fechas, sigue siendo algo que hacen los hombres y que las mujeres no suelen hacer por muchos motivos. Caminar sin rumb

The Assistant

  Todas las imágenes de Julia Garner , Jane en la película, nos la muestran haciendo fotocopias, hablando por teléfono, realizando gestiones, ordenando papeles. Su jornada laboral comienza muy temprano y va de una cosa a otra sin parar, durante todo el tiempo. Sabemos muy poco de ella, prácticamente nada, desconocemos su vida, sus sentimientos, su historia sentimental, su familia. Es una especie de secretaria, una asistente, tiene una buena formación, aspiraciones profesionales (quiere ser productora de TV), deseos de triunfar. De vez en cuando tiene que mentir cuando la esposa del gran jefe le pregunta por él. "Está reunido, está en una proyección, ha tenido que salir..." De ese modo, todos son partícipes de la simulación, de la mentira. Los asistentes experimentados los hacen con gran naturalidad, pero Jane tiene que aprender, porque solo lleva allí cinco semanas. Parece un trabajo muy burocrático, sin creatividad, papeles y papeles, hoteles, viajes, agenda, pero ella ademá

Las salas oscuras

  (Fotograma de "Laura"  de Otto Preminger, con Gene Tierney y Dana Andrews, 1944) La sorpresa llega cuando se apaga la luz. Al revés que en las fiestas de cumpleaños, donde la explosión luminosa es el leit motiv, aquí la oscuridad es la forma de obrar el milagro. Lo mismo en una sala pequeña, en una grande o al aire libre. Eso es el cine, la sorpresa que nos espera con la luz apagada.  Hay un cosquilleo muy especial al sentarse a ver una película en un recinto lleno (o medio lleno, o casi vacío) de personas que no se conocen de nada y que, sin embargo, van a compartir el mismo rito. El recinto está a la vez plagado de oscuridad y de claridades. La luz está en la pantalla, mientras el resto aparece lleno de rostros atónitos y expectantes, a la espera de que la ceremonia se realice. Es un artilugio perfecto que comienza con los títulos de crédito.  Entonces surgen las historias que actúan sobre nosotros como un elixir. Es una lluvia de imágenes y sonidos que pulsan, una tras o

"Se anuncia un asesinato" de Agatha Christie

  Se anuncia un asesinato que tendrá lugar el viernes, 29 de octubre, en Little Paddocks, a las seis y media de la tarde. Amigos todos, acepten este último aviso.  Agatha Christie (en la foto) "inventó" no solo a un detective (Hércules Poirot) sino a una pareja de sabuesos (los Beresford) y a una anciana con dotes especiales para el crimen (la señorita Marple). Cuando tienes en tus manos un libro de Christie puedes encontrarte a cualquiera de ellos. Incluso, en ocasiones, la trama se desarrolla sin la presencia de ninguno de ellos o con algún avisado superintendente. En "Se anuncia un asesinato" estamos ante una muestra de "crimen doméstico", de historia en la que todos se conocen, sin extranjeros ni extraños a quienes echarles la culpa y con una investigación sui generis a cargo de Miss Marple, quizá arrebujada en uno de sus chales de lana. Esponjosa.  El argumento no puede ser más ingenioso. En la gaceta del pequeño pueblo Chipping Cleghorn aparece un

"Tres" de Dror Mishani

  Adictivo. Impactante. Brutal. Un thriller de los que impresionan. Una historia bien urdida y nada corriente.  Hay que tener mucho cuidado a la hora de hablar de este libro. El spoiler aquí no está permitido, por mucho que puedas imaginarte el desenlace (los desenlaces) mientras estás leyéndolo. Hay tres mujeres y un hombre. Orna, Emilia y Ella conocen a Guil, cada una de diferente forma. Orna está recién divorciada y sufre por ello, al igual que su hijo, Eran. Emilia es una emigrante que ha llegado desde Letonia a Tel-Aviv, con problemas económicos y una sorprendente falta de horizontes. Ella escribe su tesis doctoral en un café. El hombre tiene una forma muy concreta de relacionarse con ellas. Ellas terminan sabiéndolo. Las consecuencias varían, pero lo que no cambia es su modus operandi , es decir, una característica que a él lo define y que los lectores podemos apreciar y reconocer. Porque el retrato es fiel, porque hay gente así. La vida de ellas cambia al conocerlo, se trasto

"La edad de la inocencia" de Edith Wharton

  La lucha de las familias "bien"  contra los advenedizos que intentan penetrar en la sociedad de Nueva York es uno de los temas principales de este libro, que publicó Edith Wharton en 1920 y obtuvo el Pulitzer al año siguiente. Antes de ser un libro se había publicado por entregas, como era habitual, en la revista Pictorial Review y tuvo un gran éxito. A la gente le interesó esa representación del Nueva York de 1870, que ya había desaparecido de la realidad. Una escritura que no tiene añoranza sino más bien una visión crítica de lo que era considerado "apropiado" en aquella década fundacional.  El libro ha sido llevado tres veces al cine, la primera, muda, en 1924; la segunda, diez años después, con Irene Dunne de protagonista y la tercera, dirigida por Martin Scorsese , en 1993, teniendo como intérpretes principales a Michelle Pfeiffer, Daniel Day-Lewis y Winona Ryder. A mi juicio, la novela es claramente superior a sus adaptaciones. Seguramente por la riqueza

"El grupo" de Mary McCarthy

  Mary McCarthy (Seattle, 1912-Nueva York, 1989) es una escritora recientemente recuperada para los lectores en español. Su propia vida está en el origen de la trama de este libro. Ella, hija de irlandeses, estudió en el elitista Vassar College de Nueva York, promoción de 1933, como hacen las chicas de la novela. También, como una de ellas, se casó el mismo año con un actor llamado Harald Johnsvd. Su existencia fue muy movida y tuvo contacto y relaciones con muchos intelectuales de la época. Se casó cuatro veces. Escribió varios libros y numerosos artículos en diversos periódicos y revistas.  La novela se ambienta en el momento histórico de la Gran Depresión, años treinta, aunque fue escrita en los sesenta. Comienza con la boda de una de las chicas, Kay, en 1933, y termina con su muerte, en 1940, habiendo estallado ya la Segunda Guerra Mundial. Estuvo prohibido en Australia por los temas tan escabrosos para la época que trataba: sexo, paternidad, anticonceptiva. El retrato de la vid

"Crónica de un silencio" de Lidia Chukóvskaia

  A veces tiene uno que vivir en primera persona las experiencias más duras para entender algunas cosas. No es ningún consuelo, desde luego, al contrario, revela la dureza de la vida, cómo te zarandea, te cambia la mentalidad y te convierte en alguien que no eres. O que no pensabas que eras. Sin embargo, esa vivencia te convierte en un observador privilegiado a la hora de transmitir determinados hechos relevantes y también, en una víctima de los mismos. Esa doble condición está en Lidia Chukóvskaia , de la que nos quedan algunos testimonios escritos de indudable interés.  Lidia Chukóvskaia (San Petersburgo, 1907- Moscú, 1996) y su segundo marido, el físico teórico, Matvéi Bronstein, eran del Partido. Pertenecían a familias bien ubicadas dentro del engranaje y ellos también eran personas integradas, con unas trayectorias llenas de éxito y de reconocimiento. Ella era una escritora que abarcaba géneros muy diversos: poesía, memorias, crítica literaria y narrativa. Ambos creían que sus po